Usted está aquí

Adiós a novecientas sucursales y 4.500 empleos en la banca gallega esta década.

Continúa la sangría que se inició con la quiebra de Lehman Brothers: bajó un 34 % la ocupación y el 38 % las sedes // En España se destruyeron 77.000 puestos de trabajo y hubo 18.265 cierres.

Adiós a novecientas sucursales y 4.500 empleos en la banca gallega esta década.

Continúa la sangría que se inició con la quiebra de Lehman Brothers: bajó un 34 % la ocupación y el 38 % las sedes // En España se destruyeron 77.000 puestos de trabajo y hubo 18.265 cierres

LA CIG, que defiende hacer desde ya un exhaustivo control de jornada, responsabiliza a los bancos de abuso laboral y fraude a la Seguridad Social en las horas extra - FOTO: CIG.gal

LA CIG, que defiende hacer desde ya un exhaustivo control de jornada, responsabiliza a los bancos de abuso laboral y fraude a la Seguridad Social en las horas extra - FOTO: CIG.gal

SANTI RIVEIRO SANTIAGO

Año 2010. Galicia inaugura la década con 2.414 sucursales de entidades financieras y en las elecciones sindicales de ese mismo año el censo está compuesto por 13.018 trabajadores. En el presente: la comunidad pierde por una la cota de las 1.500 sucursales, con lo que registra la menor red de atención desde el segundo trimestre de 1977, y el empleo se reduce a 8.528 ocupados, dato que nos facilitan desde UGT, ligado también a los comicios del sector de este 2019.

La comunidad vio reducirse, por tanto, en casi 4.500 profesionales las plantillas, un 34,4 %, y las oficinas en 915, un 37,9 %. En el mismo periodo en toda España se destruyeron 76.849 puestos, al bajar un 28,5 % de 269.475 a 192.626, y en cuanto a sedes el descenso fue del 41,1 %, al bajar de 44.431 a 26.166. El descenso fue mayor en empleo en nuestra comunidad, pero más intensivo a escala estatal en la red.

Estos datos constatan un proceso de reestructuración en el que vimos saltar por los aires modelos centenarios como el de las cajas de ahorro, o desaparecer engullidos por otros bancos marcas autóctonas con siglos de actividad. En lo que llevamos en esta década a punto de concluir hemos tachado referentes en las precedentes como Caixa Galicia o Caixanova, fusionadas en Novacaixagalicia, luego NCG Banco y después la actual Abanca; el Etcheverría, donde de nuevo citamos a la entidad que preside Juan Carlos Escotet, pues fue su germen y desembarco en España de Banesco; o el Pastor, primero en manos del Popular, luego, junto a este, absorbido y borrado del mapa por el Grupo Santander.

Todo esto, y mucho más -recordemos el nacimiento de Bankia, la movilización por las participaciones preferentes y obligaciones subordinadas, las ampliaciones de capital fraudulentas, las cláusulas suelos y gastos hipotecarios...- pasó en estos últimos nueve años, consecuencia de la crisis que comenzó con la quiebra de otra entidad financiera, la estadounidense Lehman Brothers, por las hipotecas suprime. Por la basura más apestosa de este sistema capitalista.

 

"Estamos ante unha reconversión de calado, como puideron ser a do naval ou a da minería", nos señala Jorge Villarino, secretario xeral de la Agrupación do Sector Financeiro de CCOO Galicia. No solo por un cambio de modelo focalizado hacia el uso de las nuevas tecnologías para interactuar con los clientes y de "oficinas máis grandes con personal segmentado".

Desde la representación sindical consideran que "se vai cara un oligopolio financeiro que se reducirá a tres ou catro entidades".

CRÉDITO

Caída del 42,6 % o 30.390 M.

La evolución de los préstamos bancarios a hogares, empresas y administraciones públicas llevaban desde que se alcanzaron los máximos tras la crisis a la baja. Mucho. Una tendencia que, anualmente, se vino a romper en el año 2018, cuando tras ocho años en picado se produjo el primer repunte, al pasar de los 40.042 millones con los que se culminó 2017 con a 40.893, de ellos 2.198 a las AAPP, el resto al tejido productivo. Si nos vamos a comienzos de la década actual, entonces el crédito iniciaba 2010 por encima de los 71.283 millones, por lo que entonces era un 42,6 % superior. Se han esfumado en estos nueve ejercicios 30.390 millones.

DEPÓSITOS

Suben un 19,3 % a 64.272 M.

Los gallegos tenían a comienzos de este año 64.272 millones de euros en depósitos en entidades financieras, de ellos 3.478 allí colocados por las administraciones públicas. Los restantes 60.794 millones son el ahorro de los otros sectores residentes, de las familias y empresas. Apenas rentan nada en la actualidad, con intereses de apenas una o dos décimas, con suerte, que una inflación de punto y medio acaba devorando y restando poder de compra. Unos 15.061 millones están a plazo, 45.417 a la vista, en las corrientes de toda la vida. En esta década el dinero confiado a la banca ha crecido un 19,3% o 10.400 millones desde 54.000 de entonces.

54.000 gallegos que viven en los 43 municipios de Galicia que carecían ya de oficinas bancarias, según el 'Informe de exclusión financeira de Galicia 2018' de UGT.

165.644 habitantes de los 81 concellos donde en 2018 había una sucursal de un solo banco. El fin del Pastor afecta a varios si el Santander decide clausurarla.

-10 % reducción extra en la red que entre mediados de 2018 y este año preveían desde UGT Galicia por el tema Santander. Unas 150.

 

Couso Galán
Adolfo Dominguez
Blusens
Astilleros Barreras

Lo último en los blogs

Seguro que al cerrar un libro alguna vez has pensado en lo maravilloso que sería poder viajar al mundo en el que transcurre la historia. En...
Galicia es un lugar que puede llevar a cualquier viajero al paraíso de un momento a otro. Desde la monumental Santiago de Compostela hasta...

Lo último en los foros

No es un secreto que Galicia cuenta con vinos: blancos y tintos de los cuales algunos de ellos pueden ser considerados de los mejores del...
Se inicia este "Foro" en relación al proyecto "Galicia Universal", para que todo aquel que se identifique con el mismo, pueda emitir su...