Usted está aquí

La crisis demográfica en Ourense: “Non é fácil vivir sola".

La gravísima despoblación de la provincia tiene rostro, nombre y apellidos, el de aquellos vecinos que mantienen con vida numerosos pueblos ourensanos y se enfrentan a la soledad del entorno rural.

La crisis demográfica en Ourense: “Non é fácil vivir sola"

La gravísima despoblación de la provincia tiene rostro, nombre y apellidos, el de aquellos vecinos que mantienen con vida numerosos pueblos ourensanos y se enfrentan a la soledad del entorno rural

Ruinas de una vivienda del pueblo de Espiñedo, en el término municipal de Pereiro de Aguiar. (MARTIÑO PINAL)

Xiana Cid 22/01/2019 23:49 h.

En la provincia de Ourense hay en estos momentos  1.100 aldeas avanzanzando, lentamente, hacia su total abandono, con una población de diez vecinos, o incluso menos. 

Esta es la realidad de personas como Josefa, vecina de la aldea de As Peteiras, en el término municipal de Pereiro de Aguiar. "Antes éramos moitos máis, agora quedamos unha señora e máis eu", explica en el salón de su casa. Junto a ella, su hermana Luisa, que vive en un pueblo cercano, reconoce que cada vez es una situación más común: "Ademais de que marchou moita xente a vivir fóra, outra foi morrendo". Excepto los fines de semana, cuando algunos vecinos aprovechan para volverse al pueblo, y los meses de verano, la vida del pueblo se reduce a sus dos únicas habitantes.

"Eu estes días estou enferma, así que non salgo da casa para que non me colla o frío", apunta Josefa. Por tanto, las personas a las que ve durante el día son los familiares que la visitan. 

Aunque reconoce que sus hijos viven fuera y que la han animado a irse a vivir con ellos, ella tiene claro que, mientras pueda, estará en su casa de "sempre". "Non é fácil, non é fácil vivir sola... Pero prefiro estar na miña casa propia", apunta. Josefa se quedó sola después del fallecimiento de su marido, hace seis años. "É que aquí antes había máis de 30 persoas vivindo, ou máis", recuerda Luisa. "Imaxina, eu son a menor de once irmáns, aquí había moita xente", responde su hermana. Ambas defienden que se deberían retirar las casas viejas y abandonadas, que "afean" el paisaje de los pueblos de la zona. "Total, iso para que se quere así se as casas están caéndose enteiras", remarcan. 

Vuelta a las raíces

A varios kilómetros de As Peteiras, en la aldea de Espiñedo, el panorama es muy similar. Solo una casa está habitada durante la semana, aunque los fines de semana llegan varios vecinos que viven diariamente fuera. La vivienda que mantiene vivo este pueblo está ocupada por una familia de seis integrantes, llegados desde las Islas Canarias hace un par de años. "Nos vinimos directamente aquí porque tenemos antepasados gallegos", comentan.  Adultos y niños ponen así la nota de color a la aldea, que no consideran "despoblada" -aunque en el censo del Instituto Nacional de Estadística hay registradas un total de 7 personas en 2018-.En la localidad de Anduriñas, también en el término municipal de Pereiro de Aguiar, el registro del INE recoge 3 habitantes el pasado año.

Un fenómeno provincial

Pese a tener varios núcleos con pocos vecinos, Pereiro de Aguiar goza de una buena salud poblacional si se enmarca en el contexto provincial, como recuerda el propio Manuel Doval, teniente alcalde del municipio. Otras zonas de la provincia muestran datos muchísimo peores, como Castro Caldelas -con 20 pueblos sin habitantes- San Amaro o Gomesende -ambos con 10 aldeas vacías-. "Durante o ano 2018 entregamos un total de 18 licencias para a construcción de vivendas novas e para 8 naves. No ano 2017 foron 15 vivendas e 5 naves, o que nos está a falar dun aumento das personas que escollen Pereiro de Aguiar para vivir", señala Doval. 

Otro efecto de la despoblación: la sensación de insegurida

El declive poblacional no solo tiene como consecuencia el aumento de casas abandonadas en los pueblos de la provincia, sino también el de la sensación de inseguridad entre los pocos habitantes que permanecen en los lugares más afectados. Para muchos vecinos, los animales se convierten, en estos casos, en el mejor sistema de alerta ante posibles ladrones: "Polo menos teño ao can, si vén alguén comeza a ladrar". 
"Non gusta nada a sensación de estar sola, sobre todo nos meses de inverno, que parece que é noite todo o día", comentan desde As Peteiras. 

Los robos en el rural ourensano se intensificaron durante los últimos años, obligando a la Guardia Civil a establecer servicios especiales de vigilancia. Los agentes, de hecho, incluso han comenzado a impartir charlas con vecinos sobre cómo prevenir este tipo de robos en viviendas de pueblos.

“En canto poida, eu prefiero quedar na miña casa"

María del Carmen Iglesias también vive en As Peteiras, en e Pereiro de Aguiar. "En canto poida, eu prefiro vivir na miña casa que marchar a outro sitio", comenta. La vecina reconoce que una de sus hermanas vive en la ciudad ourensana, pero ella prefiere quedarse en As Peteiras, al menos, por el momento. Aunque ha sido recientemente operada de cadera, es fiel a su paseo diario por la zona cuando el tiempo lo permite.

"Onte -el lunes- non chovía e fun ao pobo do lado para ver a miña prima que vive alí, o malo é cando chove que non se pode saír da casa", comparte. Además de sus paseos y de las visitas de familiares a su casa, Iglesias cuenta con la ayuda de una técnico de Cruz Roja, tal y como explica: "Vén todos os días, de luns a venres, unha hora pola mañá e outra pola tarde, faime a comida, límpame a casa e axúdame a bañarme". El fin de semana, le toca prepararse la comida ella misma, además de hacer la cama y demás tareas de la casa. "Aínda me fago as miñas cousas, claro, teño unha cociña nova, de feito", apunta. A su única vecina de aldea no la puede visitar, ya que "non podo subir escaleiras". 

Couso Galán
Adolfo Dominguez
Blusens
Astilleros Barreras

Lo último en los blogs

Seguro que al cerrar un libro alguna vez has pensado en lo maravilloso que sería poder viajar al mundo en el que transcurre la historia. En...
Galicia es un lugar que puede llevar a cualquier viajero al paraíso de un momento a otro. Desde la monumental Santiago de Compostela hasta...

Lo último en los foros

No es un secreto que Galicia cuenta con vinos: blancos y tintos de los cuales algunos de ellos pueden ser considerados de los mejores del...
Se inicia este "Foro" en relación al proyecto "Galicia Universal", para que todo aquel que se identifique con el mismo, pueda emitir su...