Usted está aquí

Incendios en Galicia. El eucalipto: ¿cómplice de los piromanos o cabeza de turco?

La especie "invasora" aprovecha el fuego para poder expandirse, aunque ha sido estigmatizada frente a otras como el pino.

Incendios en Galicia | El eucalipto: ¿cómplice de los pirómanos o cabeza de turco?

La especie 'invasora' aprovecha el fuego para poder expandirse, aunque ha sido estigmatizada frente a otras como el pino

manuel varela | vigo 06.11.2017 | 11:42

Operarios apagan un incendio en Gondomar. // José Lores

Operarios apagan un incendio en Gondomar. // José Lores Operarios apagan un incendio en Gondomar. // José Lores

Las llamas que arrasaban Galicia paralizaron la cuestión sobre Cataluña durante unas horas el pasado 15 de octubre. El presidente de la Xunta atendió las llamadas de las televisiones y radios para señalar a las bandas organizadas que queman el monte, un discurso que el Gobierno autonómico continuó en los días siguientes. La actividad de los pirómanos, sin embargo, no parece suficiente para explicar por qué 4 de cada 10 incendios surgidos en España en lo que va de siglo tuvieron lugar en la comunidad.

Con el desastre vivido este verano en el municipio portugués de Pedrogao en la memoria, que tuvo como consecuencia la paralización de la expansión del eucalipto en el país hasta 2030, la especie traída desde Australia en el siglo XIX se puso de nuevo bajo el foco. El biólogo Javier Castroviejo, exdirector de la Estación Biológica de Doñana, advierte de que no debe "demonizarse" a este árbol, pero subraya que "es irrenunciable pedir responsabilidades a los eucalipcitadores".

En la misma línea habla Serafín González, presidente de la Sociedad Galega de Historia Natural, al argumentar que "si existiesen unas masas arboladas más variadas, sin duda la situación hubiese sido diferente". Pero para Rosa María Calvo de Anta, catedrática de Edafología y Química Agrícola en la Universidad de Santiago de Compostela, "el eucalipto y el pino resultan tocados en esta lotería" de los incendios.

Calvo apunta que los incendios forestales se dan bajo una suma de factores: periodos con déficit de precipitación, terrenos con baja retención de humedad o con matorral denso y seco. "Lo que hacen el pino o el eucalipto", continúa, es "adaptarse a estos medios". "No se queman en otras situaciones: cuando no hay déficit de humedad o donde se elimina el matorral-combustible", añade.

El mismo razonamiento otorga sobre el origen de los fuegos el fiscal de Medioambiente en Galicia, Álvaro García. En la plataforma 'España en llamas', responde que "el elemento determinante de los incendios en Galicia es la climatología" por encima de las acciones intencionadas. García invita a estudiar sobre "factores como los periodos de altas temperaturas, la sequedad y cantidad del combustible vegetal muerto o la fuerza de los vientos".

En lo que va de siglo, han ardido en Galicia un total de 65.806,11 hectáreas de pino por 45.097,58 de eucalipto, si bien es cierto que el Ministerio de Medio Ambiente no ofrece datos sobre la quema de esta última especie en los años 2003 y 2008.

El fondo del problema, o al menos uno de ellos, es el uso del suelo. En los primeros años del franquismo se inició una repoblación extensiva, primero con coníferas y después con eucaliptos, que sustituyó los montes pelados de Galicia por bosques. "Si, en general, no hubo rechazo por la repoblación en terrenos forestales degradados, erosionados o con matorral, sí lo hubo cuando se comenzaron a ocupar bosques naturales por plantaciones", expone la bióloga.

Una especie pirófita

Pero en la naturaleza del eucalipto está su condición como especie pirófita. ¿Cómo puede un árbol tener afinidad con el fuego? "Le viene bien para a su expansión territorial", explica el biólogo y consultor ambiental Xabier Vázquez Pumariño, que recuerda que se trata de una especie "exótica e invasora" que desplaza a los árboles autóctonos "con eficacia".

"Son básicamente celulosa y, cuando sus cortezas se desprenden al arder, suben a grandes alturas y son transportadas por el viento a gran distancia", ayudando así a que se propaguen en otras zonas.

"Si queremos plantaciones viables en muchas partes de Galicia, deberán ser pequeñas y completamente aisladas", alertando así de los incendios 'de copa'. "Es un tipo de fuego que se transmite de copa a copa y solo se puede compartir con un despliegue de medios aéreos muy grande. Esto se ve favorecido por cómo están plantados los eucaliptos", concluye. Y advierte: "Si hablamos de pinos, pasa exactamente lo mismo. No nos engañemos".

Couso Galán
Adolfo Dominguez
Blusens
Astilleros Barreras

Lo último en los blogs

Restaurantes que recuperan antiguas recetas gallegasLa gastronomía gallega integra recetas con larga historia, entre cuyos ingredientes se...
La Coruña, conocida como «ciudad de cristal» por sus enormes cristaleras frente al mar, tiene aires de gran ciudad que se mezclan con el...

Lo último en los foros

No es un secreto que Galicia cuenta con vinos: blancos y tintos de los cuales algunos de ellos pueden ser considerados de los mejores del...
Se inicia este "Foro" en relación al proyecto "Galicia Universal", para que todo aquel que se identifique con el mismo, pueda emitir su...