You are here

«Estou alindando vacas en fincas que foran valoradas en miles de euros».

  David López cría reses en pastos de Cervo y Barreiros, que alcanzaron precios de vértigo en plena burbuja.

«Estou alindando vacas en fincas que foran valoradas en miles de euros».

David López cría reses en pastos de Cervo y Barreiros, que alcanzaron precios de vértigo en plena burbuja.

XAIME RAMALLAL

maría cuadrado
barreiros / la voz 24/02/2020 11:34 h

Aunque nació y vive junto a la factoría cervense de Alcoa, lo suyo es la ganadería. El mariñano David López García (San Cibrao, 1985) lo tuvo siempre claro, colaborando siendo niño y adolescente en tareas ganaderas en la casa de sus abuelos maternos, siguiendo la vocación de su padrino y tío, y teniendo ganado a su nombre desde los 18 años. Desde hace cuatro lleva las riendas de dos explotaciones. A la de Cervo -con diez reses en extensivo por fincas de Rúa y Lieiro- le siguió la de Barreiros. En esta cuenta con 53 cabezas de ganado, de las que cincuenta son de raza rubia gallega.

Acompañados por Silvia Rolle, controladora técnica de campo de Acruga, visitamos a David, que decidió dar el paso en Barreiros al saber que un ganadero de la zona se jubilaba y que había opción de poder aprovechar unos buenos pastos. Algunos los tiene en alquiler y otros los usa con el compromiso de cuidarlos y tenerlos en activo. «Aquí saiume moito terreo. En Barreiros levo fincas de diferentes parroquias e separadas entre sí. Estou limpando moitas propiedades que estiveron en mans de inmobiliarias e alindando vacas en fincas que no seu día foran valoradas en miles de euros. Asi me dixeron. ¡Estamos falando de cando foi o bum da construción!», puntualiza el ganadero, que asegura que solo en el municipio barreirense, y tras acuerdos con los dueños (él solo es propietario de una pequeña parcela), gestiona un total de 45 hectáreas de terreno, desde A Rilleira hasta Celeiro pasando por el centro de San Cosme o Vilar. «Entre algunhas hai dez quilómetros de distancia e como non están todas agrupadas temos que trasladar aos animais. Unhas veces facémolo con remolque e outras, andando. A distancia máxima á que andamos coas vacas a pé é a un quilómetro, non máis», afirma David, con la base de la explotación en Merille, en el lugar de Fontemeimil.

 Animales de fácil manejo

David López, socio de la Asociación Nacional de Criadores de Ganado Vacuno Selecto de Raza Rubia Gallega (Acruga), reconoce que apostó por esta raza porque son animales de fácil manejo, con grandes cualidades maternales y facilidades en los partos. Además -insiste- estas ventajas se complementan porque en la zona dispone de amplitud de terrenos productivos.

¿Qué salida tiene la carne en el mercado? «Unha porcentaxe grande foi para vida e o resto, para vender como Ternera Gallega Suprema, carne de rubia galega. O prezo da carne está coma hai trinta anos, pero os gastos subiron moito. O que nos salva son as vacas de vida», reflexiona el ganadero, que cursó estudios en el CFEA Pedro Murias, en Ribadeo, que se acogió a las ayudas por ser joven agricultor y que sigue pensando en redimensionar el negocio y crear una explotación con ejemplares de raza limiá: «Foi tamén sempre unha raza que me gustou moito».

Desde Merille se contemplan unas magníficas vistas de la costa de Barreiros y de parte de la Foz. Pero en primer plano están sus vacas. «Isto é o que me gusta. Sempre tiven claro que me quería dedicar á gandeiría e quería vivir disto. Gústame ir de festa e de comida coma calquera, pero este tipo de explotación, de carne, dáme máis liberdade. É certo que hai temporadas de moito traballo, como en febreiro e marzo que se concentran os partos, pero hai que organizarse. Hai quen prefire gañar 900 euros e ter un traballo de oficina e non andar á auga. A min gústame isto, de sempre. ¡Na vida ten que haber de todo!», reflexiona este mariñano que revela cuáles son las otras tareas en las que más tiempo invierte: «O andar nas estradas para mirar do gando lévame varias horas do día. Hai que ter vixiados os partos e tamén hai que botar horas revisando os peches, sobre todo os de pastor eléctrico que esixen moito mantemento nalgúns meses».

¿Ha invertido mucho? «Aínda hai ben investido, e moito en peches. Había fincas que houbo que limpar moito. Tamén creo que había que limitar a plantación de eucaliptos, que non invadiran tanto os pastos. O sector forestal na Mariña dá moito traballo, pero creo que hai sitio para todos», sentencia.

Couso Galán
Adolfo Dominguez
Blusens
Astilleros Barreras

Lo último en los blogs

Seguro que al cerrar un libro alguna vez has pensado en lo maravilloso que sería poder viajar al mundo en el que transcurre la historia. En...
Galicia es un lugar que puede llevar a cualquier viajero al paraíso de un momento a otro. Desde la monumental Santiago de Compostela hasta...

Lo último en los foros

No es un secreto que Galicia cuenta con vinos: blancos y tintos de los cuales algunos de ellos pueden ser considerados de los mejores del...
Se inicia este "Foro" en relación al proyecto "Galicia Universal", para que todo aquel que se identifique con el mismo, pueda emitir su...